Nueve novillos fueron torturados y matados durante el rodaje de ‘Blancanieves’, del director Pablo Berger. Gracias a las personas que obtuvieron las imágenes para poder probar este delito y tras un largo proceso en el que tanto el juzgado como la Comunidad de Madrid archivaron el caso en repetidas ocasiones, la abogada Arancha Sanz consiguió que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid obligara a la CAM a abrir expediente sancionador contra los responsables de la película.

Enlaces relacionados:

Vídeo de la tortura de los toros obtenido durante el rodaje de la película

SPAP Sociedad Protectora de Animales y Plantas de Madrid

FAPAM Federación de Asociaciones Protectoras de Defensa Animal de la Comunidad de Madrid

Plataforma La Tortura No es Cultura

Justicia Animal

Alien, el octavo pasajero

El silencio de los corderos

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.